Ni siquiera es un género formal…

Compré este ejemplar en la Feria del Zócalo capitalino y no lo había leído por motivos de la chamba. Es este: Huchín Sosa, Eduardo. Ni siqueira es un trabajo, pero alguien tiene que hacerlo. Monterrey. Ed. Buró Blanco/Posdata editores. 2014.

Lo leí en un autobús rumbo a Aguscalientes, pero queda muy bien para leerse en el baño por sus textos cortos hechos a la medida, comentario que no pretende minimizar la calidad del texto.

Lo primero que me sorprendió fue el género literario ya que esperaba cuentos. En descargo del libro en ningún lugar dice que sean cuentos. Así que mea culpa.
Ya adentrándome en la lectura me di cuenta que se trata de este reciente género literario del blog, o en su defecto, de que los textos fueron escritos con el objetivo de leerse en línea, por lo que son una mezcla de crónica con humor, quizá parte del género gringo llamado post-card o flash fiction y quizá si me lo permiten —y si no me lo permiten ni modo— hasta minicuento.

ni siquiera es un trabajo.jpg
No hablaré de todos los textos, sino de lo que más rescato del libro. En principio, el texto que lo abre: Fiebre de sábado por la noche, un texto que logra incluir en el solo título todos los elementos de la crónica que parece rebasar la realidad y entrar en la ficción. Además, para quienes no tenemos el gusto de haber asistido a la Expo Sexo y entretenimientosatisface el morbo de conocerla de manera muy cercana.

En mi jerarquia, éste va seguido de Street Fighter, vida comunitaria, texto que no sé si es crónica o cuento y habla de un chamaco campeonazo de la maquinita noventera de Street Fighter que se descompone cuando lo identifican con uno de los personajes. Me gustó también Dios es otro rollo que nos habla en un tono muy adecuado del escritor y envidia de muchos: Yordi Rosado. Y también me quedo con otros dos El guardián de las miradas y Un gran chico.
Aquí tengo una evaluación ambivalente, aunque en concreto puedo afirmar que sí recomiendo el libro. Ahora, no me parece que Eduardo Huchín proponga algo que me haya sorprendido en este texto y sin embargo, me quedo con ganas de leer otro género de él, alguna novela o algún relato o crónica más larga, su diseño de personajes y sus diálogos son estupendos y se desaprovecha su genialidad y su sazón en textos tan cortos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s