El riesgo de la marihuana

El riesgo de la marihuana es prohibirla. Tal como hoy en día. El siguiente paso es liberalizarla al mismo grado en que está regulado el tabaco en México.

Desde 1860 la marihuana aparece en el catalogo de la Sociedad Mexicana de Historia Natural del Dr. Alfonso Herrera como cannabis indica y se dice que es conocida por sus propiedades fisiológicas y medicinales. Es hasta 1920, después de un poco conocido y fallido proyecto de ley seca mexicana en la Cámara de Diputados, que el Consejo de Salud añade a la marihuana a lista de sustancias peligrosas. Así, sin más, por decreto regulatorio de un órgano administrativo del ejecutivo pasamos del libre mercado a la prohibición total.

marihuana-narcotrafico

En Estados Unidos, y debido a la crisis criminal de la ley seca que estuvo vigente de 1920 a 1933 y que terminó en rotundo fracaso, fue hasta 1937 que los prohibicionistas volvieron a recuperarse y que la Cámara de Representantes aprobó sin datos médicos ni científicos y en un “debate” de media hora prohibir la marihuana de manera absoluta.

De ahí en adelante el papel de México ha sido pasivo, de seguidor, de aceptante de las decisiones que se toman en el extranjero para beneficiar intereses poco claros e incluso  racistas. Aquí les dejo el testimonio ante la Cámara de Representantes de Harry J. Anslinger, quien era jefe de la Oficina Federal de Narcóticos y Drogas Peligrosas en 1932 y principal promotor de la prohibición de la cannabis:
“La mayoría de fumadores de marihuana son negros, hispanos, músicos de jazz y artistas. Su música satánica se inspira en la marihuana, y cuando las mujeres blancas fuman marihuana buscan relaciones sexuales con negros, artistas y otros. Es una droga que causa locura, criminalidad y muerte; la droga que más violencia ha causado en la historia de la humanidad.” (ver: https://www.tni.org/files/download/auge-y-caida-web.pdf)

Mantener criminalizada la “mota” es promover el narcotráfico, el crimen organizado y la muerte de mexicanos que buscan producirla y comerciarla. No hay una razón médica o científica válida para afirmar que deba prohibirse y mucho menos existe una razón moral. No te gusta la marihuana, no la fumes.
El gobierno de Enrique Peña Nieto y el actual Congreso tiene la oportunidad de llevar a cabo la reforma de las reformas, la reforma legal que evite otras 60,000 muertes de mexicanos como sucedió en el sexenio de Felipe Calderón Hinojosa y los 25,000 que llevamos en este trienio priísta.

Hay argumentos que merecen debatirse a fondo, pero no existe un solo beneficio para México y los mexicanos por haber prohibido la cannabis indica en los últimos 95 años y por lo tanto no hay forma de construir un argumento razonable en favor de la actual prohibición.
Me sorprende mucho que varios amigos me digan que temen que sus hijos fumen mota. A todos ellos les digo, no tengan miedo, si sus hijos quieren fumar marihuana lo harán aunque esté prohibida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s